“No tengo tiempo”, “no puedo hacer un plato de comida diferente para cada miembro de la familia”, “no tengo fuerza de voluntad”… Muchas son las excusas que nos ponemos para evitar comprometernos con el noble objetivo de mejorar nuestros hábitos alimentarios. Somos conscientes de que una alimentación saludable mejora nuestra salud física y mental

Cuando queremos cambiar nuestra dieta es importante que consultemos con un especialista porque, de una manera personalizada, nos puede asesorar sobre la forma de alimentarnos más adecuada a nuestras necesidades.

Para estar en las mejores manos y cuidar tu alimentación, el programa ‘Cuidándote’ te da una opción eficaz, accesible y cómoda. En la consulta de Nutrición de Sonia Torres, nuestra diplomada en Nutrición Humana y Dietética por la Universidad Autónoma de Madrid, encontrarás las respuestas y el apoyo para conseguir tus objetivos: perder o ganar peso, generar hábitos saludables, aprender a distinguir alimentos que te favorecen o que te perjudican, encontrar un bienestar general, conocer qué puedes traerte a la clínica los días que tengas que comer fuera de casa…

Tan importante es conocer los alimentos como saber su manera de consumirlos

Además de estas consultas de nutrición, desde el programa ‘Cuidándote’ nos hemos empeñado en ponértelo fácil y tienes la posibilidad de comer fruta entre horas (si no la nutricionista no nos lo perdonaría 😉) a media mañana y por la tarde en la cafetería de la policlínica, en el office de Vila Parc (primera planta) y en los centros de San Antonio y Santa Eulalia.


PATRIMONIO CULTURAL INMATERIAL DE LA HUMANIDAD

Volviendo a la apuesta por la salud, estad atentos porque de vez en cuando (sorpresa, sorpresa) sortearemos cestas de fruta entre todos los empleados.

‘Cuidándote’ y su programa de Nutrición se toman muy en serio la salud nutricional. Por eso, te vamos a hablar de una de las joyas de la corona en cuanto a alimentación se refiere.

En nuestro país contamos con un Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad, la dieta mediterránea. Sin duda, el mejor aliado para poder seguir una alimentación sana. Ojo: tan importante es conocer los alimentos que la componen como su manera de consumirlos.


EN MANOS DE PROFESIONALES

La dieta mediterránea tiene como principal exponente el aceite de oliva y, recordamos, es importante que sea extra virgen, es decir, no refinado y de alta calidad. El corazón se beneficia de sus grasas que ayudan a reducir la posibilidad de desarrollar enfermedades como la diabetes tipo 2, la hipertensión o el colesterol.

El consejo es consumir producto de temporada y de cercanía

El consumo de alimentos elaborados a partir de cereales es otra de las bases de esta dieta, pero también hay que hacer una precisión: integrales mejor. Sí al pan, a la pasta y al arroz, pero, es una recomendación, todo integral y sin procesar.

Las frutas, verduras y legumbres son fundamentales. En este sentido, el consejo es que sea producto de temporada y de cercanía porque, además de ayudar al comercio local, estamos consiguiendo extraer todo el aporte nutricional del producto que nuestro cuerpo necesita atendiendo al momento del año. Por ejemplo, el aguacate que es rico en vitamina D y nos aporta lo que el sol no puede darnos en los meses de invierno. Por el contrario, la sandía es rica en vitamina A lo que contribuye a la hidratación del cuerpo en los meses de verano.


LA DIETA MEDITERRÁNEA TIENE SUS REGLAS

La carne y el pescado también tienen su presencia en la dieta mediterránea, pero, como estamos viendo, no todo vale. A la hora de elegir el pescado lo mejor es que sea azul. Ejemplo: la sardina puede ser una buena aliada para tu salud. Respecto a la carne la mejor es la blanca, como el pollo o el pavo, ambos bienvenidos.

Para completar la dieta mediterránea no deben faltar los frutos secos. Y los lácteos, mejor en formato yogur o queso.

Como todas las dietas, la mediterránea tiene sus reglas y por eso es importante ponernos en manos de profesionales que nos orienten y resuelvan todas nuestras dudas. ‘Cuidándote’ te apoya con su consulta de Nutrición para resolver todas las objeciones que puedan surgirte en el proceso de mejorar tus hábitos en alimentación.